Por Roberto Álvarez Mur

“Desde hace mucho yo decía que Cristina tenía algo en la manga. La conozco, sé cómo es de inteligente, de viva, de política, así que esto no me sorprendió”, fueron las palabras de Hebe de Bonafini durante su habitual ronda de los jueves. Y el as bajo la manga de la Presidenta a quien se refiere es, ni más ni menos, la figura política con mayor repercusión de los últimos días: Carlos Zannini, el actual precandidato a vicepresidente de los argentinos, en la lista del Frente para la Victoria de cara a las PASO.

El secretario de Legal y Técnica de la Presidencia se presenta en el escenario electoral como la pieza clave para la continuidad a futuro del rumbo del proyecto nacional comenzado por Néstor Kirchner en 2003. No es para menos, pues el dirigente cordobés de nacimiento y “abrazado” como pingüino santacruceño, supo iniciar su camino político en el peronismo desde los tempranos 80’s junto a un joven Kirchner en camino a intendente de Río Gallegos, en tiempos de resistencia política frente a la avanzada neoliberal. Su firmeza junto al perfil político kirchnerista durante las últimas dos décadas lo posicionó como uno de los más destacados referentes del campo nacional y popular.

“El Chino” Zannini, nacido el 27 de agosto de 1954 en la provincia de Córdoba, dio sus primeros pasos como militante en la década del ’70, en el contexto de la “primavera camporista”, y la posterior llegada de Juan Domingo Perón a su tercera presidencia tras 18 años de proscripción. Luego del golpe de Estado de 1976, fue detenido y privado de su libertad durante 4 años en una penitenciaría de La Plata.

“ZANNINI ES UN TIPO EXTRAORDINARIO, MUY AUDAZ, MUY INTELIGENTE, GRAN AMIGO DE NÉSTOR, DE CRISTINA Y DE LAS MADRES. NOS HA AYUDADO MUCHÍSIMO, ASÍ QUE CON ÉL ESTAMOS MUY CONTENTAS. SE PRESENCIA ES UNA GARANTÍA PARA LA CONTINUIDAD DEL MODELO”, DIJO HEBE.

“Zannini es un tipo extraordinario, muy audaz, muy inteligente, gran amigo de Néstor, de Cristina y de las Madres. Nos ha ayudado muchísimo siempre, así que con él estamos muy contentas. Se presencia es una garantía para la continuidad del modelo”, afirmó la titular de las Madres de Plaza de Mayo.

Desde todo el arco de sectores políticos, reconocen el papel fundamental de Zannini como uno de los pilares originales en la construcción del bloque político que daría forma al Frente Para la Victoria desde sus inicios. Tal es su perfil, que el propio diario La Nación, acérrimo vocero de los intereses opositores, expresó: “el flamante candidato a vicepresidente clarifica de forma contundente la línea ideológica y política de la fórmula del Frente para la Victoria (FPV). Y, sobre todo, reafirma el peso de Cristina Kirchner en las decisiones electorales”.

Su carrera política estuvo ligada de manera irrenunciable a la de Néstor Kirchner. Fue Secretario de Gobierno Municipal en Río Gallegos, en 1987; ministro de Gobierno provincial con Kirchner gobernador, en 1991; legislador en 1995 y luego, jefe del bloque de diputados provinciales. En 1999 fue nombrado por Néstor como presidente del Superior Tribunal de Justicia de Santa Cruz.

SU CARRERA POLÍTICA ESTUVO LIGADA A LA DE NÉSTOR. FUE SECRETARIO DE GOBIERNO MUNICIPAL EN RÍO GALLEGOS, EN 1987; MINISTRO DE GOBIERNO PROVINCIAL, EN 1991; LEGISLADOR EN 1995 Y LUEGO, JEFE DEL BLOQUE DE DIPUTADOS PROVINCIALES. EN 1999 FUE NOMBRADO POR NÉSTOR COMO PRESIDENTE DEL SUPERIOR TRIBUNAL DE JUSTICIA DE SANTA CRUZ.

En esta línea, la lealtad y coherencia política de Zannini le valió el respeto de la mayor parte de los actores más representativos del Frente para la Victoria. En los últimos días, distintos dirigentes políticos celebraron la fórmula presidencial que encabezarán Scioli y Zannini de cara a las PASO, entre ellos el Jefe de Gabinete Aníbal Fernández, quien afirmó que el proyecto político del FPV “requiere de hombres y mujeres que sean custodios a esa propuestas, y Zannini es un ejemplo contundente de esa capacidad para custodiar una discusión de esta característica”.
A su vez, el ministro de Defensa Agustín Rossi, celebró la designación de Zannini y dijo que su figura constituye “un punto de referencia ideológica” para el kirchnerismo. El secretario de Derechos Humanos, Martín Fresneda, también celebró la nominación ya que el secretario “representa la matriz filosófica del gobierno”.

En vista a las próximas elecciones PASO, la definición de las listas que encabezarán las boletas serán la muestra clara del rumbo político a seguir en los próximos años. En ese sentido, Carlos Zannini se presenta como un soldado defensor del proyecto kirchnerista. Para quienes lo duden, cuenta con tres décadas de perseverancia y convicción detrás de él.