Por Florencia Abelleira

Reivindicar la lucha de aquellas mujeres que hace 37 años que llevan pañuelos blancos en sus cabezas, recordando minuto a minuto a sus hijos que fueron desaparecidos en manos de la última dictadura militar, se puede hacer marchando, pintando, amplificando la voz para que muchos oigan. Todo acto de fraternidad y cariño es válido.

Por eso, Unidos y Organizados rendirá homenaje hoy en la Plaza San Martín a las Madres de Plaza de Mayo y la histórica lucha que sostienen. En tanto, el Consejo Superior de la Universidad Nacional de La Plata resolvió ayer por unanimidad entregar el título Honoris Causa a la Asociación Madres de Plaza de Mayo y a Madres de Plaza de Mayo Línea Fundadora.

Todos esos reconocimientos se enmarcan en el repudio a la afrenta realizada durante la marcha por el Día de la Memoria, la Verdad y la Justicia, que la Multisectorial La Plata, Berisso y Ensenada realizó en La Plata el pasado 23 de marzo, en el que quemaron un muñeco de Hebe Bonafini.

La agrupación Unidos y Organizados acompañará a las Madres en su tradicional ronda de Plaza San Martín, el sitio de la capital bonaerense en el que las Madres platenses realizaban sus reclamos de aparición con vida de sus hijos. Además, realizarán una jornada que comenzará a las 11 con una radio abierta. También habrá siluetas colectivas, estampados de remeras, se repintarán los pañuelos que recuerdan a los 30 mil desaparecidos y el encuentro terminará a las 15 con un acto central, en el que se espera que hable la presidenta de la Asociación.

 

Doctor Honoris Causa

Por su parte, el Consejo Superior de la Universidad Nacional de La Plata sesionó ayer por la mañana en el Rectorado y resolvió por unanimidad entregar el título de Doctor Honoris Causa a la Asociación Madres de Plaza de Mayo y a Madres de Plaza de Mayo Línea Fundadora.

La propuesta considera que ambas instituciones reúnen una trayectoria política y académica destacada y reconocida, a partir de su compromiso y lucha inclaudicable por la defensa de los derechos humanos a nivel nacional e internacional.

Florencia Saintout, decana de la Facultad de Periodismo y Comunicación Social, resaltó en la sesión que “estas distinciones son un abrazo al alma, un abrazo a la lucha. La universidad necesita volver a abrazarlas”.

La iniciativa fue una propuesta del presidente de la UNLP, Raúl Perdomo, mediante una resolución que destaca: “Ellas resignifican el dolor y la búsqueda individual en una lucha colectiva que, con coraje y valentía, se convirtió en vanguardia de la resistencia ante la dictadura genocida”.


Relacionadas: