Por  José Welschinger

A un mes de frustrado el operativo militar conocido como “La Salida”, que consistía en el bombardeo de instalaciones gubernamentales y civiles con el objetivo de forzar un cambio en el gobierno de Caracas, las relaciones entre Estados Unidos y Venezuela alcanzaron nuevamente un pico de tensión esta semana, con los decretos ejecutivos elevados por la Casa Blanca que señalan a Venezuela como una amenaza para la seguridad norteamericana. Luego de algunos días de incertidumbre al respecto de la estabilidad HNpolítica en la región, y con el apoyo de la Unión de Naciones Suramericanas (UNASUR), la situación en Venezuela comenzaría a normalizarse. Estos son los hechos más significativos del conflicto en los últimos siete días:

Lunes 09/03: El Presidente norteamericano Barack Obama anunció al mundo la firma de unos decretos ejecutivos en los que declaraba a Venezuela como una amenaza extraordinaria para “la seguridad nacional y la política exterior” de su país. Dichos decretos, aún vigentes, consisten en sanciones dirigidas hacia siete funcionarios del gobierno venezolano, bajo la acusación de lesa humanidad y violación a los derechos humanos. Evo Morales expresó su repudio a estas medidas, y llamó a la realización de una reunión extraordinaria de Unasur y Celac.

Martes 10/03: En respuesta a los decretos de Obama, el Presidente venezolano Nicolás Maduro solicitó al Parlamento una Ley Habilitante “Antiimperialista”, que le otorgaría poderes especiales durante seis meses, bajo una eventual agresión o situación en la que se se comprometieran la seguridad y la soberanía venezolanas. Además, el Jefe de Estado dio a conocer una carta que le envió Fidel Castro mostrando su apoyo y respaldo contra las agresiones recibidas contra su gobierno.

Miércoles 11/03: El Presidente Maduro anunció la organización de un ejercicio militar de características defensivas, a realizarse el sábado 14/03. Rafael Correa, Presidente de Ecuador, anunció la realización de una reunión extraordinaria de Unasur convocada para el jueves en Uruguay, sede pro tempore del organismo. La Asamblea Nacional venezolana, por mayoría calificada, otorgó media sanción a la solicitud de la Ley Antiimperialista. El ejército norteamericano anunció la realización de fuertes ejercicios militares en Puerto Rico, del 14 al 21 de marzo.

Jueves 12/03: Luego de que se cancelara la reunión extraordinaria de Unasur, hecho que motivó algunos entredichos entre el gobierno venezolano y la cancillería uruguaya, varios organismos diplomáticos de Latinoamérica se pronunciaron en rechazo de las sanciones de Estados Unidos, entre los cuales el Presidente Maduro destacó a Argentina, Bolivia y Nicaragua. Se reportó la llegada de barcos y tropas rusas para apoyar los ejercicios militares programados por Maduro. El Parlamento Europeo aceptó por ámplia mayoría elevar un documento en el que se solicita al gobierno venezolano el cese de las violaciones a los derechos humanos, aunque rechazó la propuesta de imponer también sanciones sobre el país latinoamericano. Además, en un presidio del servicio secreto venezolano, amaneció muerto el opositor Rodolfo Pedro Gonzáles, quien según trascendió luego por medio de su hija, habría cometido suicidio para evitar su traslado a la cárcel de Yare.

Viernes 13/03: La oposición política en Venezuela se movilizó en contra del gobierno, al que responsabilizaba éticamente por el suicidio de Rodolfo Gonzáles. Leopoldo López, líder disidente, llamó a la unidad de la oposición “tanto en la calle como en el voto”.

Sábado 14/03: Los ejercicios militares realizados en el territorio venezolano, durante el operativo llamado “Escudo Bolivariano”, se ralizaron en normalidad y recibieron los elogios del Presidente Nicolás Maduro. Unasur, reunida en Ecuador, solicitó por unanimidad de votos la derogación de los decretos ejecutivos del gobierno norteamericano y reclamó la adopción de medidas diplomáticas que conduzcan hacia el diálogo de las naciones.

Domingo 15/03: La Asamblea Nacional venezolana aprobó la Ley Habilitante “Antiimperialista” solicitada por el Presidente Maduro. A su vez, la justicia rechazó la apelación presentada por el opositor Leopoldo López. Además, trascendió que la Alianza Bolivariana para los pueblos de América (ALBA), se reunirá el martes 17 para pronunciarse al respecto de la situación entre el bloque latinoamericano y Estados Unidos.